Los Premios Acoserbe reconocen la trayectoria de tres comercios servicios de Benicàssim

Benicàssim va a dinamizar el comercio local con una serie de acciones promocionales durante la campaña de Navidad y, antes de ello, Acoserbe ha hecho entrega de sus premios. Unos galardones con los que, como indican desde la asociación, han querido rendir un especial homenaje a comercios y servicios que han apostado por continuar con el negocio familiar dotándolo de aires renovados y permitiendo así adaptarse a la nueva época digital y a los nuevos hábitos de consumo. Así, Acoserbe ha hecho entrega del galardón a Inmobiliaria Carmona, Carnicería Llanos y Panadería José María.

Como ha indicado la alcaldesa, Susana Marqués, estos premios “ponen en valor el trabajo y reconocen el esfuerzo, la dedicación y la trayectoria de vecinas y vecinos de Benicàssim que, a lo largo de estos años, se han dedicado en cuerpo y alma a ofrecer no solo productos y servicio de calidad, sino una atención personalizada, amable y familiar a todos sus clientes. Hoy, nos sentimos orgullosos de todos ellos porque contribuyen a poner el alma en la ciudad”.

La entrega de premios contó con la presencia de concejala de Desarrollo Local y Comercio, Vanessa Batalla, en un acto en el que también se puso en valor la iniciativa emprendedora con un nuevo encuentro de Talento Local Benicàssim que acogió el cierre del programa de acompañamiento a emprendedores Benicàssim Activa; “un acto donde reconocimos el talento, la innovación y la creatividad de seis benicenses que con sus ideas engrandecen el tejido empresarial y emprendedor del municipio”, ha añadido Vanessa Batalla . En la presente edición las seleccionadas fueron Irene Cortés, Balma Pesudo, Paula Val, Lydia Martín, Glòria Badia y Júlia Esteve que conforman Bonavista Taller, y Rocío Matamoros.

En cuanto a las tres empresas galardonadas por parte de Acoserbe, destacar que Inmobiliaria Carmona es una empresa familiar cuyos orígenes se remontan a cuando su abuelo abrió una agencia de seguros en el centro de Castellón y fue su padre Carlos Carmona Claramonte, quien con 18 años se tuvo que hacer cargo del negocio familiar y, como buen emprendedor, amplió la actividad a Inmobiliaria y abrió oficina en Benicàssim en el año 1975. Actualmente, Cristina y Carlos han continuado con el negocio adaptándose a los nuevos tiempos pero sin perder el legado y los valores de la empresa.

Carnicería Llanos  se  fundó en 1986 cuando su hija Paula tenía 3 años. Es un negocio familiar dedicado a la venta tanto de carnes como de quesos y embutidos artesanales. La jubilación de su madre ya está próxima y Paula seguirá al frente del negocio. Esta nueva generación quiere adaptarse a la evolución del sector en el que los clientes buscan productos más elaborados y carnes más gourmet. Es ahí donde quieren trabajar a fondo para poder ofrecer siempre lo mejor sin olvidarse de la esencia de la carnicería.

La Panadería José María es un horno tradicional que lleva más de un siglo elaborando pan y bollería típica de pueblo. Las mejores recetas y consejos se han ido transmitiendo de generación en generación para seguir elaborando el pan y las pastas de la manera más artesanal. Al frente de ella está José Casañ, quien encabeza la cuarta generación de una familia de panaderos de Benicàssim. Tras más de 100 años desde su fundación, la Panadería José María sigue siendo un referente y con el paso del tiempo, ha sabido reinventarse y se ha adaptado a los cambios que se han incorporado al mundo de la panadería y la pastelería.