Inicio

POR TEMAS

Balance positivo en el control del aforo en las playas de Benicàssim

13/08/2020

 

La amplitud de las playas de Benicàssim permite el cumplimiento de las medidas de distanciamiento social y control del aforo establecido. Así lo revela los datos registrados por el dron con inteligencia artificial con el que cuenta el dispositivo de seguridad en las playas del municipio capaz de detectar el exceso de aforo o incumplimiento del distanciamiento social. En este sentido, durante las primeras semanas del mes de agosto el aforo en las cinco playas de Benicàssim no ha alcanzado el 50% de su capacidad total. Destaca también que los usuarios se distribuyen a lo largo de las cinco playas, con lo que no se registran grandes aglomeraciones en zonas concretas.
El dron efectúa vuelos diarios sobre el litoral benicense, por la mañana y por la tarde, y los datos extraídos informan que los picos de mayor ocupación se registran a las 12.30 horas durante el fin de semana. Concretamente, el domingo 9 de agosto en la playa Almadraba se registró el porcentaje mayor de aforo, un 46,7%, y como explica el edil de Seguridad, Javier Alonso, “esto se debe a la capacidad de carga de esta playa, menor a otras, ya que si lo comparamos con la playa Heliópolis, esta registra más conteo de gente pero su extensión es mucho mayor”. Siguiendo con la playa Heliópolis, se diferencia al resto del litoral ya que el registro de mayor ocupación se da por las tardes.
Con los datos obtenidos, Javier Alonso confirma que las playas de Benicàssim “son suficientemente amplias y permiten congregar a un buen número de personas respetando la distancia de seguridad establecida”. En este sentido, y de cara al fin de semana del 15 de agosto, festivo a nivel nacional, el edil recuerda a vecinos y visitantes las recomendaciones para que la estancia en la playa sea lo más segura, como mantener distancias de 1,5 a 2 metros, usar los pasos habilitados de entrada y salida de la playa o colocar las sombrillas a 4 metros de distancia entre los ejes. Asimismo, el servicio de salvamento y socorrismo se mantiene activo de 11 a 20 horas, a los que se les une los informadores turísticos “que ayudan a hacer respetar la normativa sanitaria, garantizando un acceso seguro a las playas” indica Alonso.
Además, por parte de la Guardia Civil y Policía Local también se realizan controles diarios en cuanto al cumplimiento del uso de mascarilla, en espacios que congregan a un buen número de gente, como el paseo marítimo.
La alcaldesa, Susana Marqués, ha añadido que “se está realizando un gran esfuerzo para garantizar la seguridad en el litoral y desde el consistorio apelamos a la responsabilidad tanto individual como colectiva para cumplir con las normas establecidas y lograr con ello seguir disfrutando con todas las garantías de nuestro mayor reclamo turístico”.